Peyragudes – La estación de esquí soleada perfecta para familias Peyragudes (1600-2400 m)

logo

Cinco majestuosas cumbres se alzan sobre 3.000 metros de altura, rodeando una de las zonas de esquí más soleadas de los Pirineos. A parte de la enorme cantidad de luz solar, ambas vertientes de Peyragudes tienen mucha nieve que ofrecer durante toda la temporada esquí. Esto se debe a la situación de las pistas a 1.600 hasta 2.400 metros de altura y sus 200 cañones de nieve.

Desde Col de la Flamma y hasta detrás de la cresta de la montaña, que forma, por así decirlo, el eje de la región de esquí, se encuentran casi 50 pistas. Estas están distribuidas en dos flancos, por encima de las estaciones de esquí Les Agudes y Peyresourde. En 1988 se juntaron ambas estaciones y se formó una doble estación, la actual Peyragudes. Gracias a que la mitad de los 60 kilómetros de pista son de un nivel fácil y un 40% de descensos de un nivel intermedio, Peyradudes se ha convertido en una zona de esquí muy querida por familias y principiantes.

Pero no solo los principiantes y los esquiadores más tranquilos estarán satisfechos con la oferta de Peyragudes. También los más experimentados, los freestyler y los esquiadores que prefieren el esquí fuera de pista encontrarán retos que afrontar en Peyragudes.

Zona de esquí Peyragudes información detallada:

Kilómetros de pistas 60 km
Nivel fácil 31 km
Nivel intermedio 24 km
Nivel difícil 5 km
Número de pistas 51
Verdes 6
Azules 23
Rojas 18
Negras 4
Remontes 17
Telearrastres 8
Telesillas 9
Telecabinas 0
Cañones de nieve 230
Glaciares 0
Halfpipes 0
Snowparks 2
Pistas iluminadas de noche 0
Esquí de fondo 25 km
Pistas de trineo 1

Más información

Los puntos álgidos para los profesionales de la nieve

Empezando por exigentes pistas con baches y descensos fuera de pista hasta el snowpark de Peyragudes, a 2.000 metros de altura, en la cercanía de la pista de Aigles, hay una buena cantidad de tables, boxes y raíles, así como varios módulos para todos los niveles para los amantes del freestyle. Además, a 2.200 metros de altura, empieza una pista de BoarderCross de 2,6 kilómetros, que, con sus arriesgadas curvas, asegura mucha diversión.

La red de pistas de Peyragudes está interconectada con un total de 17 telesillas, entre los que cuentan un par de remontes para principiantes.

A parte de la clásica oferta de deportes de invierno, Peyragudes ofrece a sus visitantes muchas más actividades de tiempo libre que practicar en la nieve. Entre estas cuentan las disciplinas del esquí nórdico, con la que disfrutar de las excpecionales vistas sobre los Pirineos. 25 kilómetros de pistas de esquí de fondo y tres rutas de paseo a través de la montaña, completan pues la oferta de esta región de esquí.

El lugar perfecto para los apasionados del trineo

A todos aquellos que les guste el trineo tendrán que decidirse entre las pistas "normales" y las ofertas especiales que se ofrecen para aquellos que les apasiona el trineo. Así se puede, por ejemplo, alquilar un Air Board, un trineo hinchable sobre el que uno se desliza sobre la pista tumbado boca abajo sobre el mismo. Los bordes de Kevlar hacen posible guiar el trineo durante la bajada y también está permitido subirse al telearrastre con el Air Board.

Una experiencia de esquí única en grupo está garantizada con el Snake Gliss. En esta modalidad, todos lo participantes enganchan sus trineos, uno detrás del otro, para serpentear a través de las pistas. Una forma más deportiva y muy innovativa del trineo es el Yooner, una especie de monoesquí provsita de un asiento, con el que se puede bajar las pistas como un rayo.

Más tranquilo, pero no por ello menos emocionante, es dar una vuelta en un trineo tirado por perros. ¿Por qué no dejarse llevar a través del paisaje nevado?.

Quien, en vez de eso, busque las verdaderas velocidades extremas, deberá dar una vuelta con la motonieve o probar el así llamado Speedriding. Parecido al Kite-Surf, en esta modalidad el esquiador está equipado también con una cometa, para poder deslizarse y planear sobre la nieve.

Algo muy especial para todos los que pasen sus vacaciones en Peyragudes es la posibilidad de echar una mirada entre bastidores, sea dando una vuelta sobre la oruga-quitanieves o haciendo un tour con el vigilante de las pistas antes de que estas se abran por la mañana.

Por último, pero no por ello menos único y emocionante, se ofrece en Peyragudes la experiencia de pasar una noche en un iglú. Una cena con un menú típico de la región, una excursión a pie nocturna y el desayuno están incluídos dentro de la estancia.

Estaciónes de esquí Peyragudes

en la cima

Peyragudes 80 Alojamientos

  • disponible
  • oferta
  • a petición
  • ocupado
1/80